lunes, 12 de noviembre de 2007
lunes, noviebre 12 Ánimo para hoy Por Melanie Chitwood Conferencista y Escritora Certificada de Proverbios 31 Ministerios para la Mujer Versículo Clave: “Estén siempre alegres, oren sin cesar, den gracias a Dios en toda situación, porque esta es su voluntad para ustedes en Cristo Jesús.” 1 Tesalonicenses 5:16-18 (NVI) Hoy lea el capítulo entero. Escriba el versículo. Memorícelo. martes, noviembre 13 Devocional para Hoy: ¿Puedes acordarte de la última vez que vaciaste tu Corazón agradeciendo a Dios por tu matrimonio y por tu esposo? Algunas veces, solamente la rutina de cada día nos roba del ser agradecidas cuando se refiere a nuestros esposos. Mientras la vida se vuelve mas ocupada y estresante es muy fácil, no tomarnos el tiempo para hacer saber a nuestros esposos que los apreciamos. Piensa en las pequeñas y grandes cosas que tu esposo hace. ¿Es el grandioso con los niños? ¿El ayuda alrededor de la casa? ¿Trabaja constantemente y consistentemente? ¿Tiene un gran sentido del humor? ¿Es bueno con las finanzas? Ora a Dios para que te muestre una cualidad específica por la que le puedas decir a tu esposo, “Gracias”. Un área en la que mi esposo realmente necesita escuchar mi agradecimiento es en el área del trabajo. Mi esposo necesita saber que yo no tomo por castigo su duro trabajo diariamente. Yo necesito decir mis agradecimientos verbalmente una y otra vez. También necesito enseñar a mis hijos a ser agradecidos por su duro trabajo. Ellos necesitan escucharme agradeciendo a mi esposo y necesitan darse cuenta que es por su duro trabajo que ellos tienen las comodidades materiales que ellos tienen. Algunas veces me sorprendo cuando mi esposo me dice que él se siente sin ser apreciado. Interiormente yo me siento agradecida por él, pero no he hecho un buen trabajo expresándolo. Un hombre que no se siente apreciado es como un globo al que se le está escapando el aire. Cuando él no se siente valorado, él también se puede sentir derrotado y sin motivación. Esos sentimientos pueden llevar a un hombre a sentirse como si el llevara una vida terriblemente pesada. La esposa puede ayudar a “llenar este globo” con sus palabras de agradecimiento. Tomémonos un momento en este mes para proponernos tener un corazón agradecido por nuestros esposos. Tomémonos un tiempo para agradecer a Dios en oración y para agradecer a nuestros esposos de una manera que lo anime. Revisa los pasos de la aplicación de hoy y colócalos en práctica hoy Mi oración para hoy: Amado Dios, gracias por darme mi esposo. Permíteme verlo como tú lo ves. Ayúdame a llenarlo con agradecimiento verbal, constantemente y acciones afirmativas que lo llenen y lo animen. Dame la gracia para pasar por alto sus faltas y defectos, de la misma manera que tú lo haces con migo. Ayúdame a colaborar contigo para amar a mi esposo. En el nombre de Jesús, Amen. miércoles, noviembre 13 Aplicación: En algún momento probablemente hemos cantado “Cuenta tus bendiciones y nómbralas una por una”. ¡Esta es una gran idea para tu matrimonio! Mantén una diario en donde todos los días tú escribas algo de lo que estás agradecida de tu esposo o de tu matrimonio. Se tan especifica como puedas. Por ejemplo en lugar de agradecer al Señor por el esposo que “es bueno con los niños” agradécele a Dios por el esposo que juega con ellos, que ora con ellos, y participe en los deportes con ellos. Todos los días dile gracias a tu esposo por algo específico acerca de su carácter, o algo específico que el hace por ti o por la familla. Déjalo que “oiga por casualidad” cuando tú le dices a alguien cuan agradecida estas por él. Haz que tus niños hagan un letrero o escriban una nota de agradecimiento a su padre. Cuando él llegue a casa al finalizar el día de trabajo, agradécele con una amable sonrisa, abrázalo y bésalo y prométele algo mas para después. En el momento en que el llega a casa no lo bombardees con preguntas, con quejas y reportes de tus cosas y problemas con los niños. Déjalo relajarse. Hornea lo que mas le gusta o has su comida favorita. Dile todos los días “te amo” y “soy tan feliz de que estoy casada con tigo.” jueves, noviembre 14 Puntos para Reflexionar: ¿He tomado el mal hábito de tomar a mi esposo por castigo? ¿Estoy más atenta a los defectos de mi esposo que en sus cualidades? ¿Estoy enfocada en las cosas que mi esposo hace mal o en lo que Dios quiere que yo haga? viernes, noviembre 15 Versículos para Recordar: Filipenses 2:4, “…Cada uno debe velar no sólo por sus propios intereses sino también por los intereses de los demás…” (NVI) 1 Tesalonicenses 5:11, “Por eso, anímense y edifíquense unos a otros, tal como lo vienen haciendo…” (NVI) Gracias por su ayuda en la traducción de este devocional. Angela Vásquez Ana Stine Judith Hernandez

1 comments:

Anónimo dijo...

Me encanto su Blog,Dios siga poniendo palabras de Bendicion en su boca para propagar su Evangelio y la importancia de una Familia en Dios.
Que Dios los Bendiga...

Publicar un comentario en la entrada

Compartir en Facebook

Archivos del Blog

Buscar en este blog

Cargando...